El bebé, va a presentar al nacer un grupo de reflejos que han despertado gran interés entre los investigadores. Este grupo de reflejos van a desaparecer al cabo de los pocos meses del bebé y se relacionan con comportamientos complejos que el bebé tendrá que aprender voluntariamente después de que desaparezcan.

bebe tumbado boca abajo

Reflejo de Natación

Uno de ellos es el reflejo de natación, cuando se coloca a un bebé en el agua, si se le sujeta por el vientre, éste comienza a realizar movimientos de natación rítmicos y coordinados. Pasados los tres meses, el bebé pierde este reflejo y pasa de “parecer que nada” a chapotear y golpear el agua con movimientos más desorganizados.

Reflejo de Reptación

Otro reflejo similar, es el reflejo de reptación. Si colocamos al recién nacido en una superficie boca abajo, puede iniciar movimientos de brazos y piernas cómo si fuera a desplazarse. Este reflejo se ha relacionado con el gateo, aunque el bebé perderá este reflejo a los pocos meses y tendrá que aprender a gatear a partir de los seis meses.

Reflejo de la marcha

Dentro de este grupo de reflejos, es muy importante el reflejo de la marcha. Si sujetamos a un bebé por debajo de los brazos manteniendole en posición vertical, apoyando sus pies sobre una superficie, el bebé reacciona con movimientos coordinados de los pies “como si andara”. Este reflejo se observa con claridad a partir del cuarto día de vida y suele desaparecer hacia el primer o segundo mes de vida. Al finalizar su primer año de vida, sin embargo, tendrá que aprender a andar coordinando los movimientos y el equilibrio.

La función de estos reflejos es desconocida ya que no se entiende por qué aparecen estas conductas al nacer, se pierden a los pocos meses y después el niño tiene que aprenderlas nuevamente para poder gatear, andar o nadar.

Las investigaciones más recientes muestran una clara relación entre estos reflejos y el gateo, la marcha o la acción de nadar. Parece que, entrenar al bebé en la práctica de estos reflejos los primeros meses (mientras todavía los muestra) beneficia más tarde el aprendizaje de estas habilidades motoras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *